Prof. Alfonsina del Río
adelrio@speedy.com.ar

viernes, 26 de noviembre de 2010

Importancia del juego en el Nivel Inicial

Autores: Bárbara Carrizo, Julieta Olavarria, Rojo Lucrecia y Villegas Macarena





La educación en el nivel inicial no puede dejar de ser pensada sin tener en cuenta al juego. Al juego como estímulo, recurso, actividad espontánea y creadora del niño y fundamentalmente como derecho del niño.
A través del juego el niño puede expresar sus ideas, fantasías, preocupaciones, miedos, vínculos y aprendizajes. Todo juego tiene un significado; es fundamental para fomentar la socialización y fijar experiencias formativas que el niño va adquiriendo.
La valoración del juego no es algo nuevo. Fröebel fue el pionero en implementarlo en la educación inicial. Para Federico Fröebel, la educación ideal del hombre es la que comienza desde la niñez. De ahí que él considerara el juego como el medio más adecuado para introducir a los niños al mundo de la cultura, la sociedad, la creatividad y el servicio a los demás, sin olvidar el aprecio y el cultivo de la naturaleza en un ambiente de amor y libertad.
Esta idea fue la que inspiró al pedagogo alemán para fundar los jardines de infancia o kindergarden, instituciones creadas especialmente para la educación del niño preescolar.
A lo largo de la historia del nivel distintos pensadores como Borruat, Montesoty, Declory y Peñaloza, brindaron sus aportes acerca de la importancia del juego.
Desde el psicoanálisis, también se apoyo al juego de la mano de Huizinga, Winicot y Piaget.
Durante los comienzos de la historia de la vida humana el juego siempre estuvo presente, el juego va cambiando según las etapas o momentos que el individuo va atravesando.
El diseño curricular del nivel inicial  de la Provincia de Buenos Aires toma al juego como un derecho privilegiado en la vida de los niños, es por eso que como docentes debemos respetarlos, garantizar y propiciar cada momento de juego en la vida de los niños.
El juego es una construcción social, es una expresión social y cultural que se transmite y recrea entre generaciones. Los niños aprenden a jugar: aprenden a comprender, dominar, y producir una situación que es distinta de otras. El jugar es generalmente un acto satisfactorio para el niño; es hacer, manipular objetos, reproducir situaciones, resolver conflictos. También el jugar puede "desplazar sus miedos, angustias y problemas".                                                           La actividad lúdica es importante para el aprendizaje y el desarrollo subjetivo del niño.                                                                                                                           El juego en la escuela asume características distintas del juego en otros contextos dada la presencia de una finalidad educativa de la institución escolar.
Fuentes consultadas:
  • Diseño Curricular de la Provincia de Buenos Aires 2006
  • Calzetta, Cerdà y otros. “La juegoteca”. Ed. Lumen 2005



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada